Logo

enero 25th, 2011:

te cambio la mano…

los inicios...

Esta noche estoy nostálgica y me he puesto a ver las fotos de la semana donde surgió algo entre nosotros…
Cuanta ternura me ha dado ver esas fotos, se me ha encogido el corazoncito pensando que esas eran las primeras veces que nos tocábamos, que nos buscábamos con la mirada… Fue durante esos días cuando me di cuenta de que tu estabas ahí y que por alguna razón lograbas lo que otros no lograron, hacerme caer.
Mi vida ligada al sur y ahora sé muy bien porqué razón… debía de encontrarte.

Desempolvemos también esto que debe de estar en constelaciones…

HABRÍA

Debería existir una palabra
que colocar al lado de tu nombre
con ecos de latido y de rocío,
del insomnio tan dulce que dibujas.

Sería como un abrazo nuevo y franco
que llegase a través de la distancia,
y nos haría más fuertes y sinceros
después de haberla oído: no habría excusa.

Habría que recordar el pan y el beso,
que renacer de nuevo tras la muerte
fugazmente salada de la lágrima
y aprender a mirar hacia adelante.

Habría que vivir siempre con una mano en otra
y saber que una noche puede abrirte una vida,
dejar entrar a aquellos que en el umbral esperan,
afirmar que merece la pena la inocencia.

Debería existir una palabra
que resumiera todo lo que eres,
como la gota mínima de esencia
que abarca el infinito de un aroma.
Habría que repetirla a todas horas,
a todos los oídos, en todas las esquinas;
y habría que ser constante en su mensaje,
en su guía luminosa que nos hiciera puros,
mejores: más humanos.

Debería existir, pero no existe.

Tampoco importa tanto:
aunque no haya palabras…
te tenemos a ti.

(26/08/2010 )